Virgo

artwork from: www.stellarium.org; by: Johan Meuris : http://users.pandora.be/jomejom/; Copyright: http://artlibre.org/licence.php/lalgb.html

Parte 1

Protegiendo la Realidad Interna

Con la transición del sol de Leo a Virgo usted puede observar un cambio en las cualidades del tiempo: Las dinámicas energías de Leo cambian en el carácter gentil y sin embargo poderoso de Virgo. Su nota es cuidar, nutrir y finalmente revelar la oculta realidad espiritual.

Tauro, Virgo y Capricornio – los tres signos de tierra del zodiaco – están en forma especial relacionados con el aspecto- Madre de la creación:

  • El cuerpo nos ha sido otorgado por nuestra madre; esto es representado por el signo zodiacal de Tauro.
  • El signo Virgo representa el amor que recibimos a través de nuestra madre o de nuestra pareja.
  • El tercer signo de tierra, Capricornio, representa el nacimiento del niño a través de la madre.

Existe una relación profunda entre Capricornio y Virgo. Es interesante, que el día del solsticio de invierno a media noche, cuando el sol entra en Capricornio, el signo Virgo se levanta en el horizonte (ascendente). Si contamos de Virgo a Capricornio, es el quinto signo; la quinta casa del zodíaco anuncia el nacimiento del niño. Entonces siempre en el solsticio de invierno en Capricornio, el nacimiento del Hijo de la Virgen se celebra. Porque el viaje hacia el norte del sol, ahora comenzando, esto trae hacia la tierra, el renovado aumento de luz, y de sus rayos dadores de vida.

Significados Simbólicos

Los símbolos del zodíaco testifican e indican las realidades espirituales fundamentales y los procesos creativos. Con imágenes y figuras, las verdades son ilustradas haciéndolas vívidamente claras. Desde el punto espiritual de vista, los términos padre, y madre, hijo e hija, también tienen un carácter simbólico y no tienen parangón con los parientes biológicos: La Madre reviste de materia a la Naturaleza y a la Luz de la Creación surgiendo de la oscuridad. El Padre es lo que permanece detrás de Ella, sosteniendo todas las cosas creadas en la existencia. El Hijo, corresponde al Alma, el fruto de la unión del Padre-Espíritu y la Madre-Materia. La Hija representa la luz o cuerpo del alma, el cual es desarrollado a través de las correctas relaciones con la forma y el aspecto amor de la Naturaleza. En el contexto espiritual, la forma femenina en la creación es un símbolo especial de la Madre, y no deberíamos causar pesar a la mujer por un mal comportamiento.

La palabra materia viene de la palabra Latina para madre ( materia ), y la letra M así como su inversión W, trazan el movimiento de ondas del agua. El signo de Virgo, ♍, también simboliza la onda ( m ), la línea que lo cruza indica a la matriz de la Madre. En la Matriz del Tiempo, rodeada por las Aguas del Espacio, las cosas crecen hasta llegar al tiempo correcto. En la mayoría de las teologías, podemos encontrar esta agua, la materia original o virgen. Esta virginidad permanece para el estado de materia antes de que emerja la forma, impregnada en pureza a través de la potencia del Espíritu. Otro nombre para esta agua es éter. Este es el campo o la matriz ( lit.; útero ) de todas las manifestaciones, el espacio impregnado de posibilidades, también llamado la “Madre del Mundo”.

El Tejido del Arcoiris

Se dice que el Padre se propaga por medio de los ojos de la Madre; El Espíritu fluye hacia abajo en siete planos, siete colores, siete escalas de sonidos musicales etc. En la Biblia los períodos de tiempo de la Creación son descritos como siete días. Muchas religiones antiguas representan a la Madre del Mundo rodeada por una aura de los siete colores del arco iris, y por tanto el color de Virgo son los del arco iris. El arco iris también simboliza el puente, entre el mundo de la forma y lo amorfo.

El mundo de la forma está en un continuo movimiento de cualidades cambiantes. Deberíamos mirar a éstas, como si fueran prendas de vestir: una roja, una azul, otra verde. Es como si nos pusiéramos vestidos tejidos con diferentes colores. Además de estas tres vestimentas, existe el manto blanco con al cual los iniciados se refieren: al glorioso manto blanco. Es la Luz del Alma, y cada uno es una alma con esta Luz.

Existimos con o sin vestido. Pero mayormente solo vemos la ropa o al modelo y olvidamos los hilos de los cuales la tela se ha tejido. Un iniciado está completamente despierto a la existencia más allá de las cualidades. Por tanto es considerado que es un hombre sin ropajes. Ejercitemos regularmente la conexión con aquello que interiormente somos, más allá de las formas y las cualidades – con la existencia pura y su Luz como conciencia – las cualidades van y vienen de acuerdo a su periodicidad, pero nosotros continuamos existiendo.

Haciéndonos Inclusivos

La Virgen en el signo de Virgo es representada como teniendo una mazorca de maíz en una mano y en la otra una lámpara. Esta mazorca de maíz, representa al fruto creciendo en su matriz, su Hijo, el alimento espiritual de la humanidad. La lámpara es el símbolo de la luz espiritual en la oscuridad.

Para el hombre común, Mercurio está gobernando a Virgo. El nutre una mente crítica y analítica, la cual es importante para traficar en el mundo objetivo. Pero el pensar mental, concierne solo a lo concreto y con los detalles, y no percibe la síntesis de las cosas. Por tanto el hombre se mantiene aprisionado en una jaula.

Por tanto, Virgo representa las limitaciones resultantes de la ignorancia y los malos entendidos, del gusto y disgusto. La síntesis requiere inclusividad y no repulsión. Por eso debemos aprender a ser inclusivos. Aquí somos ayudados por Virgo en su aspecto superior: ella nos enseña a servir, a sostenernos apoyando el bienestar de toda la humanidad y de la co-creación en una forma amorosa y benevolente. La clave a Virgo es trabajar sin buscar recompensa. Podrías recibirla, pero no la buscas. Si actuamos de esta manera somos purificados internamente y la Luz brilla más y más a través.

Parte 2

La Madre del Mundo

Si lanzamos una piedra a un lago en calma, se crearán ondas que se abrirán en círculos por cierto tiempo y de igual forma morirán después de cierto tiempo. La emanación de la creación es como el surgimiento de las ondas: se crea una manifestación a causa del primer impulso en el espacio infinito, y aparece un campo de acción que está circunscrito por su propia limitación y tiene su orden y duración. Emanaciones periódicas, cíclicas, llevan a la creación a un reposo denso y periódicamente la devuelve a su estado anterior. Como el vapor que se condensa en agua y el agua en hielo, y su disolución de nuevo. Aunque las formas difieren, la sustancia es la misma en sus diferentes estados y planos.

La materia pura original está presente en cada forma. Es la Madre de todas las formas y calidades. La electricidad, el magnetismo, la luz, el calor y todas las reacciones químicas que interesan a los científicos, nacen de ella. En el estado anterior al surgimiento de formas, en teologías viejas se le llama Madre Sagrada de la Creación, Isis, la Virgen Celestial. Su fertilización por el Padre-Espíritu recibe también el nombre de la Inmaculada Concepción. Fuera de la “Madre del Mundo”, toda la creación surge como una emanación de la idea divina, con el padre como sustancia. En el Oriente, la “Gran Madre del Amanecer” se le llama Gayatri. El viejo mantra Gayatri es una contemplación acerca de esta fuente de luz, que es la base de las esferas planetarias, cósmicas y solares. Se trata de una petición al Señor de la Luz para que inspire y despierte nuestras voluntades: “Meditamos, contemplo en la Luz del Señor para que nos abrace y despierte nuestras voluntades” es una explicación simple de Gayatri.

Cualidades de Virgo

El signo zodiacal de Virgo simboliza la luz de la naturaleza virgen, que se manifiesta en siete escalas de sonido, color o materia y de los reinos de la naturaleza. En consecuencia, el color de este signo es el arcoiris, pero también el blanco leche. El siete es su número de calidad y su metal el Radio, que irradia secretamente. La virgen en el signo de virgo tiene una lámpara en una mano, como símbolo de la luz espiritual, la luz en la oscuridad, y en la otra mano lleva una mazorca de maíz que representa a su hijo como el alimento espiritual de la humanidad. Virgo rige las profesiones relacionadas con el cuidado de la salud, los centros de bienestar social y el servicio a la humanidad que sufre. El amor, el afecto y su sentido de pertenencia son características típicas. Los individuos de Virgo que se encuentran en las primeras etapas de su camino quieren ser reconocidos por su trabajo y tienen la tendencia a cuidar su salud y su dieta en gran medida. Temen expresar su opinión u oponerse a las ideas ajenas. Si comienzan a desarrollar confianza en sí mismos y a hacer lo que saben que es correcto, tendrán éxito.

La Forma de Inclusión

Virgo es el signo del análisis y del científico que, en su búsqueda del conocimiento hace una disección cuidadosa de las cosas y pierde la visión del todo. El signo opuesto, Piscis, representa la síntesis en el individuo que se preocupa más por la unidad de las cosas. Virgo es el sexto signo relacionado con la sexta casa del horóscopo, y rige sobre las limitaciones, la falta de comprensión y los malos entendidos. Mercurio rige sobre los planos bajos y promueve la tendencia a la crítica y a la estrechez mental en el pensamiento. Nuestra concepción errada y nuestro rechazo por las cosas y situaciones nos impiden darnos cuenta de su significado y objetivo. No debemos rechazar u odiar ninguna forma ni ninguna cualidad porque todo en la creación tiene su ubicación y juega su papel. Las cualidades indeseables se fortalecen por medio del odio y la reprensión. Debemos trabajar inteligentemente para superarlas. Si negamos, seremos negados. Si descuidamos el dinero, el dinero nos descuidará. Si descuidamos la salud, la salud nos descuidará. El camino a la verdad es el camino de inclusión por asimilación y no un camino de confrontación. “El viejo mundo rechazó a la Madre del Mundo, pero el nuevo mundo comienza a percibir su lustroso velo.” (Agni Yoga, § 55)

Conciencia Virginal

Virgo es el signo mutable de tierra. Para el individuo común tanto como para el individuo en las primeras etapas del camino, los tres signos de tierra representan la materia, el aspecto material de la naturaleza. Debemos intentar no quedar trabados en la objetividad. Si vivimos constantemente en el exterior con las cosas que los sentidos han acumulado, seremos como una hoja completamente escrita, no podremos recibir impresiones del interior. Cuando logramos cerrar la puerta a la objetividad, la energía que ha emanado a través de los cinco sentidos hacia el exterior, vuelve a su origen. Las impresiones mentales, emocionales y físicas en la conciencia terminan y alcanzamos un estado de conciencia virginal. Nuestra mente refleja la luz de la subjetividad. En realidad somos una luz que parte de la LUZ. La mente es una envoltura alrededor de nosotros. No somos esa envoltura que sólo refleja nuestra esencia original. La meditación en la Luna Llena de Virgo estimula el proceso de la inmaculada concepción por medio de la cual nace en nosotros una conciencia originalmente pura de calidad divina, y subimos al plano de “El Hijo de la Virgen”

La Luz Cósmica se refleja y pasa más fácilmente a través de nosotros cuando tenemos un cuerpo puro al que se ha llamado también cuerpo etérico de la materia virginal de Virgo. La clave para esto es trabajar para el bienestar de otros, dando dinero y tiempo, energía y estímulo constructivo con nuestras palabras sin esperar nada a cambio. Pudiéramos recibir retribuciones, pero no las esperamos. En consecuencia, Virgo es esencialmente un signo orientado al servicio en el plano físico. Si este servicio es para otros sin pensar en el beneficio propio, seremos purificados automáticamente y la luz brillará a través de nosotros.

Parte 3

Perspectiva y Símbolos

Todo lo que observamos en la Naturaleza es sólo apariencia, lo que nosotros percibimos. Dondequiera que vayamos, tenemos siempre nuestro propio punto de ubicación y nuestro propio punto de vista. Para nosotros el cielo es azul y el horizonte, un anillo alrededor de nosotros. Es verdad que la razón hace que nos percatemos de que no existe un horizonte ni el color azul del cielo. Sin embargo, esta certeza no nos resulta suficiente: Tenemos que validar que de nacimiento el horizonte nos rodea como círculo y que somos su centro. Ambas perspectivas, el intelectual y el experimental, son solamente partes de la verdad. El acercamiento de un adivino hacia verdad es sintetizado y no analítico en el primer lugar. Una visión intuitiva complementa el pensamiento intelectual, y podemos venir así a una comprensión comprensiva.

Es verdad que la razón hace que nos percatemos de que ni existe un horizonte, ni el cielo es azul. No obstante, de nada nos sirve saber eso. Tenemos que aceptar que el horizonte nos rodea como un círculo desde que nacemos, y que somos su centro. Ambas perspectivas, la intelectual y la experimental, son sólo partes de la verdad. En primer lugar, el acercamiento de un vidente a la verdad es sintético y no analítico. Una visión intuitiva complementa el pensamiento intelectual, y entonces podemos llegar a una comprensión generalizada.

El signo zodiacal de Virgo representa el pensamiento analítico. El signo opuesto, Piscis, representa el pensamiento sintético. Si enfocamos los detalles Si nos centramos en los detalles, podemos desconcertarnos y perder la vista del conjunto. Si observamos las cosas de una manera más intuitiva y menos intelectual, el esquema total de las cosas se nos revela. Un acercamiento integral, holístico, no puede hacerse sin usar símbolos.

La ciencia del simbolismo muestra que todo lo aparente indica una verdad subyacente oculta. Todo lo visible es una manifestación de lo invisible. Cada forma es un símbolo y la creación entera es una composición de símbolos. Hay símbolos hechos por el hombre, pero hay también símbolos universales. Los símbolos hechos por el hombre, como los caracteres de un lenguaje nunca son universales, ellos se confinan a un grupo de personas que tiene una comprensión común. Los símbolos universales no son inventados por el hombre, sino que fueron recibidos por él. Forman el lenguaje de los dioses a ser descifrado por el hombre. Son el alfabeto original e incluye el número, la forma, el sonido, el color, el olor, el gusto, el tacto y el pensamiento. Existen como inteligencias creativas (Devas) y son inicialmente características encubiertas. Pero pueden ser revelados por nosotros.

Virgo – La Gran Madre

Por ejemplo, la fuerza alimentación y protectora de la naturaleza se representa simbólicamente como la Virgen Maria que sostiene al niño Cristo en sus brazos. La Naturaleza protege a todo(s) el(los) que respete(n) sus leyes. Si seguimos la ley, ésta nos conduce a la naturaleza originalmente pura y virginal de la conciencia. Cuando la mente se llena de cosas acumuladas por los sentidos, deja de ser una mente virginal. Una mente virginal es como una pantalla donde no se ha creado ningún cuadro anteriormente. Podemos encontrarla si miramos hacia el interior y de esta forma libramos a la mente de las impresiones de la objetividad. Entonces puede recibir cosas frescas. La conciencia virginal es adorada como la Madre o la Luz del Mundo, y el Padre como el fondo. La Luz del Mundo se manifiesta a través de las siete escalas del sonido, del color, de la materia y de los reinos. Todas las formas femeninas en la creación son un símbolo de la Madre del Mundo, y no deben ser abusadas. La naturaleza entera es una red, que se describe como la ropa de la Madre, como el velo de Isis que oculta la Verdad: “Una red tan extensa tiene un enorme significado. Uno no debe enviar solamente pensamientos sino también energía psíquica a través de la distancia. Los antiguos llamaron a esta red tan fluida, la tela de la Madre del Mundo.” (Mundo de Fuego, § 309)

Podemos rogar por la bendición de la Madre y pedir que ella nos dirija. Tal vez pensamos que somos inteligentes y buscamos por nuestra cuenta con nuestro pequeño cerebro. Pero la Madre puede protegernos de andar por caminos incorrectos. Ella puede darnos la comprensión adecuada y ayudarnos a encontrar el camino correcto en lo referente a la situación económica, los socios y el maestro adecuado. Podemos experimentar la presencia de la Madre, si nos damos cuenta de su mensaje en la forma, el color y la vibración de un símbolo. A través de una flor la Gran Madre nos da su presencia como belleza y olor. A través del signo de Virgo, ella encuentra su expresión en la Naturaleza y en el hombre.

El afecto, el favor y el amor por los familiares son la nota tónica de este signo. Los nacidos bajo este signo son serviciales por naturaleza, y sirven de acuerdo al favor que se les muestre a ellos. Se desalientan fácilmente cuando no la gente no coopera. Nada los engaña más que una palabra falsa de condolencia. Su humildad es buena pero deben desarrollar confianza en sí mismos y comenzar a hacer lo que saben que es correcto. Deben liberarse de sentirse obligados a hacer cosas en contra de su convicción y de que otros les sirvan de guía.

El signo mutable de tierra de Virgo está regido por Mercurio en el plano terrenal, y por la Luna en el plano sutil.Astrológicamente, Mercurio representa la mente o el alma, teniendo al sol, al espíritu, como padre, y a la Luna, la naturaleza, como madre. Si la mente mercurial se vuelve hacia lo material, se vuelve mundana y ocupada. Si está cerca del Sol y se centra en el espíritu, llega a ser divina; es portadora de sabiduría y aclara el camino.

Matrimonio y Embarazo

El sacramento del matrimonio es visto como el más sagrado porque aquí la trinidad del espíritu, de la fuerza y de la materia se une, para el bienestar del planeta y de quienes lo habitan. El novio es visto como la encarnación del espíritu, y la novia como la encarnación de la naturaleza divina. Su matrimonio es una unión y no un acoplamiento. Los animales se acoplan, el hombre se casa. Esta unión revela un propósito superior, es una imagen de la unión del Espíritu y de la Materia para una nueva creación. Cada mujer embarazada es una repetición de la Madre del Mundo. El niño que ella da a luz a es una micro-creación y es como la aparición del cosmos. El huevo en el vientre es un prototipo del cosmos, y en su equivalente macro-cósmico emerge como el huevo cósmico. Se representa simbólicamente como un círculo con un centro. El nacimiento de un hombre en la tierra es de hecho el nacimiento de su globo. Él es el centro geométrico del espacio que lo rodea, el globo de su vida terrenal. Este simbolismo es uno de las claves principales para una comprensión del zodiaco, y a la Luna Llena de Virgo se le llama también la luna de la creación.

El embarazo es una época de formación; toda la energía que desciende se transfiere al niño y cristaliza allí. Todo lo que la madre y el padre piensan y hacen durante este tiempo se transfiere al niño. Puede darse mucha educación a un ego que encarna, mientras esté en el vientre de la madre. Si durante este tiempo, la pareja aumenta su lectura de las escrituras, participa en rituales y hace actos de buena voluntad, la impresión de estas actividades encontrará la expresión en el niño dentro del vientre. Ésta es la mejor forma de enseñanza. Las parejas deben cooperar armoniosamente para poder dar a luz a un niño de buena voluntad. Cuando el niño venga a la objetividad, lleva consigo las semillas de la sabiduría que a su debido tiempo germinan y pueden conducir más adelante al segundo nacimiento, el nacimiento espiritual. Es por ello que el matrimonio y el embarazo llevan un propósito profundo y una gran responsabilidad.

Parte 4

Mente Distorsionada y Pura

Nuestra mente tiene la capacidad natural de recibir. Recibe información del exterior a través de los sentidos, y desarrolla con ella conocimiento e ideas sobre la objetividad. Las informaciones son almacenadas por la memoria. Lo que entra en acción como nuestro pensamiento no es más que el trabajo de la memoria. Nuestro pensamiento subjetivo es también a menudo sólo una reproducción causada por la memoria. Cuando cerramos los ojos para meditar, abrimos,.por así decirlo, la puerta al depósito de la memoria: La mente vaga alrededor y nos recuerda acontecimientos, personas y lugares que vienen todos del almacén de la objetividad. De esta manera, la mente, está continuamente impregnada por el mundo externo y está ocupada satisfaciendo deseos o buscando experiencias, estimuladas por la memoria.

No obstante, es importante recordar que somos almas. Somos conciencia que se expresa a través del vehículo del cuerpo en la objetividad. El alma sin distorsión irradia Amor, Luz y Voluntad. Cuando el alma entra en la objetividad, la Luz se refleja en la personalidad y existe la posibilidad de una perturbación. La conciencia del cuerpo eclipsa al alma y la cautiva, porque cuando está ocupada con otras cosas que no son la Luz, la radiación interna es cubierta. La perturbación de la mente subjetiva causa disturbios en nuestra comprensión personal. Las distorsiones ocurren en el plano mental, en la actividad sensoria, en nuestro discurso y en nuestra acción. Siempre que la mente es sacudida por perturbaciones, el cuadro completo de la Verdad es perturbado. La mente pura y virginal puede reflejar la Verdad de una manera no distorsionada y expresarla a partir de lo absoluto hacia el mundo objetivo. Esta mente recibe directamente de la fuente, no es reproductiva, sino originalmente creativa. Posee radiación, inspiración y frescura magnéticas, puesto que no es una repetición de algo dado anteriormente ni una reproducción de la memoria.

Reflexión Triple

Hablando en términos generales, la mente existe en tres planos. El primer plano es el de la reflexión del Dios Absoluto en la Tríada Espiritual; el segundo es la reflexión de la Tríada Espiritual como personalidad; el tercero, cuando la personalidad se refleja en la objetividad. La Tríada Espiritual es una reflexión del Dios inexpresable; la mente que refleja al Dios inexpresable como la Tríada Espiritual recibe el nombre de la mente virginal y está simbolizada por el signo zodiacal de Virgo. Cuando Dios Trascendente Se refleja a través del espíritu y de la materia en la creación, Se convierte en la Palabra que estaba con Dios. Las Escrituras la llaman también la Luz Original, la Virgen Celestial o la Madre del Mundo. Es nuestro séptimo plano de existencia, y el mantra de Gayatri invita a la meditación en esta Luz del Uno, que surge de la oscuridad más allá de los siete planos de la existencia, de manera que pueda abrazarnos y despertar nuestra voluntad. Propone que nos convirtamos en luz y nos unamos con esta Luz. Así podemos convertirnos en Hijos de la Virgen. Los Hijos de la Virgen nacen en “inmaculada concepción”, puesto que se han convertido en un recipiente puro a través del cual puede fluir la Gracia de lo Divino. El concepto original de virginidad de la sabiduría ha sido distorsionado por algunas religiones y ha sido presentado como de su propiedad. Ganar virginidad, en el sentido supra-mental o búdico, no es sólo prerrogativa de un Hijo de Dios o de una religión, sino la aspiración más alta de cada hombre. La vía hacia ella es llamada el Camino del Discipulado.

Variedad Caleidoscópica

En los planos inferiores, el signo mutable de tierra de Virgo personifica la ignorancia y las distorsiones de la Verdad. La sexta casa del horóscopo regido por Virgo indica malentendidos y opiniones incorrectas. Aquí Mercurio como regente conduce a dificultades y a discordia. Las aversiones y el rechazo nos limitan y sufrimos por ello. Si aprendemos a ir más allá de las confrontaciones y de los análisis críticos, Mercurio nos otorga la luz de la comprensión superior. Así podemos darnos cuenta gradualmente de nuestras propias limitaciones, aceptarlas e incluir otras perspectivas.

Virgo representa la variedad caleidoscópica de la creación. Su color son los siete colores del arco iris. Forma el puente entre lo sutil y lo denso y simboliza el aura radiante de la Madre del Mundo. En la energía de la Madre del Mundo, todas las formas, colores y sonidos llegan a un acuerdo: “Existo en gran variedad en todos los siete planos. Todos los siete planos no son sino YO.” Cuando los siete se visualizan conjuntamente, la alegría surge en el interior.

La Figura de Gayatri

Una ilustración oriental de la Madre del Mundo es la figura de Gayatri con seis caras, cinco de las cuales son visibles. Las seis caras de la Deidad del Sol llevan cinco aspectos del color: la luz del Sol y de la Luna, los colores azul, rojo y amarillo-oro, así como el color invisible del fondo. Las caras también se representan geométricamente como los seis lados de un cubo. Ellas encarnan las seis energías del año solar representadas por los doce signos del zodíaco en sus aspectos masculino y femenino. En su totalidad, forman una síntesis de la luz original.

La Hija de la Montaña

Además de la representación simbólica hay también una encarnación de la Madre del Mundo en forma física según las Enseñanzas de Sabiduría. Al igual que Maitreya el Señor, Sanat Kumara y todos los otros Grandes Seres existen, así también existe la energía femenina encarnada en el Himalaya llamada la Hija de la Montaña. La Doctrina Secreta la describe como Stella Maris, la Estrella del Mar, la Joya Exquisita, y el Maestro E.K. la describe en el libro “Man Sacrifice” (Sacrificio del Hombre). Ella aparece en la forma de una yoguina, como una mujer joven de cerca de dieciocho años, acompañada a menudo por un león o montada sobre él. Sus cabellos rizados están atados sobre su cabeza, su cara irradia paz y ella brilla con una sonrisa graciosa. Ella es la estrella guía de toda la Jerarquía Espiritual y, a menudo, cuando se Esta está buscando una solución a una crisis, es Ella quien se hace cargo. Podemos visualizar esta forma encantadora de la Madre Divina para meditar en Ella y experimentar así la bendición de Su presencia.

Fuentes utilizadas: K. Parvathi Kumar: Hércules, El Hombre y los Símbolos / Notas de los Seminarios. – E. Krishnamacharya: Astrología Espiritual. Sacrificio del Hombre. The World Teacher Trust / Ediciónes Dhanishta España. A. Bailey: Astrología Esotérica, Lucis Trust, London (http://www.netnews.org/www.lucistrust.org ) – „Agni Yoga”, “Mundo de Fuego“, Agni-Yoga Society, New York.